Consejos, Novedades

9 TRUCOS PARA LIMPIAR TU HORNO ELÉCTRICO

¡Te cuento 9 TRUCOS PARA LIMPIAR TU HORNO ELÉCTRICO seguí leyendo!

El horno es uno de los electrodomésticos más prácticos y necesarios en el hogar, debido a que no solo nos ayuda a cocinar y calentar los alimentos de manera rápida y saludable; sino que además es económico y fácil de mantener si se tiene en buenas condiciones. 

 

Una de las búsquedas más populares en internet es: “¿Cómo limpiar un horno eléctrico?» Dado que muchos piensan que pueden dañarlo o que será muy complicado, pero nosotros te vamos a explicar detalladamente cómo limpiar un horno eléctrico de una manera fácil, rápida, eficaz y casi gratis.
 

Lo ideal es limpiar el horno luego de cada uso. Pero es normal que a veces pasen varios días sin realizar una limpieza a fondo. Asique no te asustes que te contaremos algunos trucos para eliminar la suciedad acumulada de forma fácil y rápida.
 

ATENCIÓN: Siempre, antes de limpiar cualquier aparato eléctrico, es clave desenchufarlo. Podes encenderlo unos minutos hasta que esté tibio (para que la grasa se desprenda más rápido) y luego apagarlo por completo. 

Otra recomendación es abrir todas las ventanas y estar en un ambiente ventilado para evitar intoxicaciones. 

 

Cómo limpiar la grasa de un horno eléctrico: 9 métodos 

¿Querés saber cómo sacar la grasa del horno? Entonces te mostramos 9 maneras diferentes para llevar a cabo esta incómoda tarea, volviéndola fácil y práctica. Lo ideal es que pruebes diversos métodos hasta encontrar el ideal para vos. 

 

1. Método de limpieza con Productos Desengrasantes 

Si optas por productos desengrasantes para limpiar el hornito, te recomendamos elegir espumas limpiadoras o productos con envase pulverizador ya que llegan bien a todos los rincones.  

Te recomendamos que cubras tu ropa con un delantal o de lo contrario utiliza ropa vieja. Además, podes utilizar guantes para proteger tus manos de los químicos.  

Lo que debes hacer en primer lugar es sacar las bandejas y las rejillas. Es importante que las pongas en remojo con agua caliente y detergente o antigrasa. 

Mientras tanto aplica el producto elegido y dejalo actuar unos minutos. Evitá utilizar elementos punzantes como cuchillos o espátulas de acero porque podrías dañarlo. 

Mientras esperás que la grasa del horno afloje, volvé a las bandejas y rejillas y utilizá una esponja de metal o un cepillo de cerdas duras para rasparlas y eliminar la grasa acumulada. Luego enjuagá con abundante agua las bandejas, rejillas y perillas del horno.  

Pasados algunos minutos o un poco más (según las indicaciones del producto elegido) verificá si la suciedad del horno se aflojó y retirá todo con una esponja o un trapo.  

Repetí el proceso las veces que sean necesarias. Para finalizar enjuagá bien con un trapo húmedo con agua caliente. 

Ahora llegó el momento de limpiar la puerta de vidrio. Para eso utilizá agua caliente, vinagre blanco o algún producto limpiavidrios que tenga rociador.  

Aplicá el producto en la puerta y dejalo actuar durante varios minutos. Luego pasá un trapo húmedo sobre toda la superficie y repetí el proceso hasta que al enjuagar el trapo el agua salga limpia. 

 

2. Método de limpieza con Bicarbonato de Sodio

Si se trata de cómo limpiar la grasa del horno eléctrico, el bicarbonato se caracteriza por ser muy efectivo para limpiar este tipo de maquinarias de cocina, debido a que se disuelve fácilmente y suele ser muy corrosivo. 

Pasos: 

  • Vierte unas cucharadas de bicarbonato en un recipiente. 
  • Mézclalo con un poco de agua hasta obtener una pasta. (Son tr4es partes de bicarbonato y una parte de agua) 
  • Espárcela en todo el interior del horno eléctrico y deja reposar por 15 minutos. 
  • Pasado ese tiempo, con un cepillo mojado, remové suavemente la pasta. 
  • Por último, enjuagá muy bien el horno, usando primero una esponja con agua, y luego un trapo seco para extraer los restos de bicarbonato. 

Si está muy sucio y tiene manchas puedes calentar el horno a 200°C. Pero si no es el caso y es un mantenimiento de higiene solo dejar reposar y bastará. 

 

3. Método de limpieza con vinagre de manzana 

El vinagre se distingue por sus propiedades antibacterianas, ya que se trata de un producto que es idónea de cómo quitar la grasa de un horno eléctrico, ya que va a permitir que se pueda desinfectar, limpiar, erradicar malos olores e incluso, darles brillo a los hornos eléctricos. 

Para aplicar esta alternativa de cómo limpiar la grasa de un horno eléctrico muy sucio, hay que elaborar una mezcla que se componga de agua y vinagre, todo con la finalidad de evitar que se produzca en el interior del horno un olor intenso. 

Pasos: 

  • Prepara en una pistola pulverizadora tres partes de vinagre y una de agua. 
  •  Mezcla agitando con energía y listo para pulverizar el interior del horno. 
  • Entonces el próximo paso es rociar por todas las partes internas de la máquina 
  • Dejar que haga su efecto durante dos o tres minutos. 
  • Por último, aclarar mediante un paño húmedo, secando bien todo el interior. 

 

4. Método de limpieza con Sal

La sal es un ingrediente que posee propiedades astringentes, por lo que limpia toda clase de suciedad y manchas.  

Pasos: 

  • Verter 250 gramos de sal en medio litro de agua. 
  • Después de dejar que esta mezcla repose. 
  • Finalmente, retirar de la parte interior del horno la sal utilizando una esponja. 

Recomendación para evitar quemarse cuando se realice este proceso: utiliza guantes al aplicarlo. 

A pesar de que pueda parecer un proceso complicado, con las debidas medidas de seguridad podrás llevarlo a cabo sin ningún problema en menos de media hora.

 

5. Método de limpieza con Sal y Limón 

Gracias a sus propiedades desinfectantes, el limón puede ayudarnos a dejar el horno como nuevo. Además, es capaz de neutralizar olores, lo que resulta muy práctico luego de cocinar alguna receta muy condimentada o que incluya pescado o salsas fuertes. 

Por otra parte, la sal ayuda a acabar de manera efectiva con el óxido o principios de este en aquellas zonas en las que el aparato las tenga.
Pasos: 

  • Echa una buena cantidad de sal en las partes del electrodoméstico que presenten óxido o principios de él. 
  • Después exprime un limón y medio encima de la sal hasta formar una pasta. 
  • Luego forma en un cuenco una pasta de limón y sal y aplica en el resto de los lugares que mencionamos en el método anterior. 
  • Espera durante 1 hora y frota esas partes con un cepillo. 
  • Finalmente aclara y seca. Y listo, es una técnica infalible. 

 

6. Método de limpieza con limón y bicarbonato 

Este es un método de limpieza de horno eléctrico en el que se debe aplicar bicarbonato y limón para acabar con el óxido de tu electrodoméstico; y cuenta con un gran reconocimiento en el sector. 

Pasos: 

  • Mezcla en un bol el zumo de medio limón y 4 cucharadas de bicarbonato de sodio. 
  • Remueve hasta conseguir una mezcla espesa y consistente. 
  • Aplícalo encima de las zonas más afectadas y frota enérgicamente con un cepillo. 
  • Finalmente, aclara con agua esas partes y seca. 

 

7. Método de limpieza con limón 

Así es, al igual que los ingredientes anteriores el limón también es un efectivo método de limpieza para tu horno. Incluso podríamos decir que es mejor que el vinagre ya que aportará un aroma fresco y agradable al tiempo que elimina aquellos olores desagradables como los del pescado u otros alimentos fuertes. 

En este caso, te recomendamos utilizar la mezcla que te vamos a proponer a continuación unos 5-10 minutos después de haber utilizado tu horno de sobremesa. Es decir, cuando todavía esté caliente, pero no en exceso. 

Pasos: 

  • Primero debes calentar el equipo a unos 200ºC, con el fin de que esté listo para el momento del tratamiento.  
  • Llena la bandeja del horno con agua caliente, el zumo de dos limones y la cáscara de los mismos. 
  • Cerrá la puerta y mantenelos dentro 30 minutos para que el vapor haga su efecto. 
  • Cuando lo abras, además del olor tan agradable que percibirás podrás limpiar las paredes con total facilidad gracias al vapor de agua y a las propiedades desincrustantes del limón. 

 

8. Método de limpieza con Vinagre y Limón 

En esta opción para limpiar tu horno eléctrico se va a mezclar limón y vinagre en un pulverizador, el cual se usará para echar en el exterior del horno y, con una bayeta de microfibra o una esponja, limpiarlo a fondo. 

Pasos:  

  • Mezcla en un pulverizador limón y vinagre. 
  • Pulveriza el exterior de tu horno por completo y con una esponja o bayeta de microfibra limpiarlo a fondo.  
  • Obtendrás resultados brillantes. 

 

9. Método de limpieza con Bicarbonato de Sodio y Vinagre 

El sodio reacciona con los ácidos cuando entra en contacto con la humedad. Esto provoca que la suciedad se afloje y sea más fácil el proceso de limpieza.  

Hay tres formas facilísimas de hacerlo: 

Pasos (forma 1):  

  • Mezclar el bicarbonato con agua (en una proporción de una o dos cucharadas soperas). 
  • Esparcir la mezcla por todo el horno.  
  • Dejar reposar 30 minutos. 
  • Cuando la mezcla se haya secado, barrer el polvo con un cepillito. 
  • Para finalizar pasar un paño húmedo. 

Pasos (forma 2): 

  • En las partes con más suciedad esparcí el bicarbonato en polvo 
  • Luego, con la ayuda de un pulverizador, aplicá sobre él el vinagre de alcohol.  
  • Dejá actuar 30 minutos. 
  • Después, con la ayuda de una esponja húmeda frotá hasta que se forme una espuma. 
  • Finalmente, pasar un paño húmedo y dejar secar. 

Pasos (forma 3): 

  • Esparcí bicarbonato en las partes donde tengas grasa. 
  • Llena la bandeja con un vaso de vinagre y dos de agua caliente. 
  • Encendé el horno a 180- 200ºC y deja actuar unos 25-30 minutos 
  • Cuando pase este tiempo el vapor del vinagre y el bocarbonato habrán desincrustado la suciedad de las paredes. 
  • Después pasa un cepillo para retirar el bicarbonato. 
  • Luego solo tendrás que pasar un trapo húmedo por las paredes para retirar los restos. 
  • Finalmente, seca el interior con esmero y ya lo tienes listo. 

 

TIP BONUS DE BECSA 

Si tu horno eléctrico está muy sucio por dentro podés probar con la siguiente técnica: 

Lo primero que tenés que hacer es aflojar la grasa de las paredes y el techo del horno. Para eso colocá, como dijimos anteriormente, un recipiente apto para horno con agua y jugo de limón dentro de él a una temperatura elevada. El vapor del limón ayudará a desengrasarlo.  

Luego mezclá una taza de bicarbonato con una cuchara de agua y mezclá hasta formar una pasta. Con la ayuda de una esponja aplicá la mezcla y dejá actuar unos minutos.  

Si vez que la grasa no se desprende, aplicá bicarbonato nuevamente y dejá actuar toda la noche. Al día siguiente rociá vinagre y frotá hasta eliminar la suciedad. Luego con un paño húmedo retirá toda la mezcla hasta que el horno quede completamente limpio. 

 

En conclusión: 

Existen muchos productos diseñados específicamente para limpiar el horno. Sin embargo, como ves también se puede realizar una limpieza profunda con elementos que podés encontrar en tu casa; y así, además de cuidar a tu bolsillo, cuidamos el medio ambiente. 

Más allá de la técnica o producto que utilices, lo importante es mantener tu horno eléctrico limpio para evitar problemas futuros.  

Esperamos que este artículo haya aclarado tus dudas acerca de la limpieza de la grasa de un horno eléctrico. Si deseas comprar o cambiar tu horno eléctrico en nuestro catálogo online de BECSA, 

 No te pierdas los descuentos que tenemos en el Horno empotrable CLEVER 2585 eléctrico y también en el Horno empotrable CLEVER 2609 eléctrico

Related Posts

Deja una respuesta